viernes 23 julio 2021

¿Sabes cuál es la ciudad menos estresante del mundo?

El estrés es, no hay duda, uno de los grandes males de nuestro tiempo. Vivimos deprisa, con demasiadas preocupaciones, sobre todo en las grandes ciudades, donde el ritmo es más vertiginoso si cabe. Y todo ello puede acabar teniendo repercusiones en nuestra salud, física y mental. Y es que el cuerpo es sabio y, en ocasiones, nos lanza señales que nos indican que debemos tomarnos la vida con más calma. ¿Puede influir el lugar en el que vivimos en que estemos más o menos estresados? Sin duda, es un factor que puede llegar a influir y, de hecho, hay estudios que recopilan cuáles son las ciudades más y menos estresantes del mundo. Así, según datos recientes extraídos de un estudio realizado por la firma VAAY.com, la ciudad menos estresante es Reikiavik (Islandia), por delante de Berna (Suiza) y Helsinki (Finlandia). En el otro extremo, encontramos la ciudad india de Mumbai, seguida de Lagos (Nigeria) y Manila (Filipinas).

Berna

La calidad del aire, el acceso a la sanidad… factores que influyen en el estrés

El estudio también analiza otros factores, como por ejemplo la calidad del aire. Y, de nuevo, la capital islandesa puede presumir de tener la mejor. Las siguientes ciudades en el ranking, donde mejor se respira son Edimburgo (Reino Unido) y Wellington (Nueva Zelanda). Mientras, menos suerte tienen los habitantes de Nueva Delhi (India), Riad (Arabia Saudí) y Karachi (Pakistán), ciudades donde se encuentra, según el estudio, la peor calidad del aire. Pero también se estudian otros factores, como por ejemplo el acceso a la sanidad: ahí, son los ciudadanos de Oslo (Noruega) los que tienen más suerte, por delante de Sydney (Australia) y Tokio (Japón).

“Nuestro objetivo con este estudio es mostrar lo que las ciudades pueden conseguir para sus ciudadanos mediante una gobernanza eficaz, políticas medioambientales sólidas y sistemas de bienestar social bien dotados. No se trata de señalar a las ciudades que puedan estar rezagadas en alguno de estos ámbitos, sino de destacar a las que son ejemplos destacados de lo que se puede hacer para mejorar el bienestar de sus habitantes”, comenta Finn Age Hänsel, cofundador de VAAY. “Esperamos que los resultados del estudio sirvan de barómetro útil para que las ciudades y los ciudadanos reevalúen sus entornos y trabajen juntos para desarrollar ciudades que sean lugares menos estresantes para vivir“. Y para realizar dicho estudio, con una lista final de 100 ciudades de todo el mundo, se  consideró qué factores contribuyen al estrés, reduciéndolos a cuatro grandes categorías. El estudio comenzó con los factores relacionados con la gobernanza, evaluando la seguridad y la estabilidad sociopolítica como indicadores del grado de comodidad que puede tener una persona en una ciudad. Con el fin de incluir indicadores de estrés para todos los segmentos de la sociedad, también se examinaron los niveles de igualdad de género y de minorías, ya que estos grupos demográficos suelen tener más posibilidades de sufrir estrés debido a los marcos sociales conformados por las leyes y las decisiones políticas locales.

 

Mumbay

¿Influye la contaminación en nuestro nivel de estrés?

Una de las claves era comparar el grado de estrés del entorno urbano de cada ciudad, teniendo en cuenta las estadísticas de densidad de población, además de otros parámetros, entre los que se encontraban los niveles de contaminación atmosférica, lumínica y acústica, la congestión del tráfico y las condiciones meteorológicas. ¿Pueden estos factores tan variados llegar a influir en nuestro nivel de estrés? Así es, desde la contaminación atmosférica a las condiciones meteorológicas extremas, por ejemplo, los incendios forestales, las olas de calor y los periodos de oscuridad prolongada, que según los expertos están directamente asociados a las condiciones de salud física y mental. A continuación, se evaluaron una serie de factores económicos, como las tasas de desempleo, las estructuras de seguridad social y el poder adquisitivo local. Y es que no se puede olvidar que los problemas económicos son una de las principales causas de estrés para muchas personas, algo que se ha visto incrementado desde el comienzo de la pandemia, cuando han sido muchas las personas que han perdido su trabajo. Hay más factores que se han valorado, como la calidad y la accesibilidad de la asistencia sanitaria en cada ciudad, incluido el nivel de acceso a la asistencia mental, e incluso el impacto del estrés de la situación generada por la COVID-19, analizando lo estresante que ha sido la respuesta a la pandemia de cada gobierno para sus ciudadanos, además de su eficacia. Todos estos factores pueden influir, y de qué manera, en el nivel de estrés de los ciudadanos

Factores que influyen en nuestro estado de ánimo

“Cuando pensamos en las razones por las que nos sentimos estresados, solemos centrar nuestra atención en las cosas de nuestra esfera de influencia que creemos poder controlar”, comenta Finn Age Hänsel, cofundador de VAAY. “Es menos habitual analizar realmente el efecto del entorno en el que vivimos sobre nuestro estado de ánimo, aunque hay muchos factores que pueden tener un impacto significativo. La congestión del tráfico en el barrio, los gases de escape de los coches, las sirenas y luces intermitentes de los servicios de emergencia, por nombrar algunos. Son aspectos que forman parte de la vida en la ciudad y los que motivan a muchos de nosotros a ‘escapar’ de la ciudad en temporada de vacaciones cuando necesitamos un poco de descanso. Como tales, deben ser tratadas como influencias importantes en nuestro estado mental. Con este estudio, hemos querido revelar qué ciudades globales proporcionan un entorno menos estresante a sus ciudadanos, en un esfuerzo por llamar la atención sobre cómo ciertas ciudades están teniendo éxito en la protección del bienestar de sus ciudadanos, y destacar aquellas que se están quedando atrás”, explican.

 

Helsinki

Cuidar la salud mental

El estudio incide, además, en la importancia de vigilar un aspecto vital y no siempre tan cuidado como debería como es nuestra salud mental. “La pandemia de coronavirus ha eclipsado y agravado al mismo tiempo otra crisis sanitaria: la de la salud mental”, comenta Finn Age Hänsel, cofundador de VAAY. “En una época de sobrecarga de información, redes sociales y fragilidad económica, la salud mental de las personas se ha resentido, y esta tendencia no ha hecho más que agravarse con la COVID-19. La Organización Mundial de la Salud calcula que alrededor del 20% de los jóvenes de todo el mundo padecen algún problema de salud mental, y que la depresión y la ansiedad cuestan a la economía mundial un billón de dólares cada año”, comentan. (H).


About us

Welcome to the official Phoenix Medios page, featuring the latest global news, as well as exclusive interviews. A trusted source for news and information. Phoenix Medios is proud of bringing unforgettable news from all over the world.



Who we are

Phoenix Medios THE NEWSPAPER
We are independent, impartial and honest.
We respect each other and celebrate our diversity so that everyone can give their best.

Living Smart



Contact us

Help us make your comments count. Use our contacto@phoenixmedios.press to send us your comments, suggestions, denunciations, images and videos.


Contact us
Scroll Up