lunes 13 julio 2020
Phoenix Mediosjueves 9 julio, 2020
16680738w.jpg

Washington (EFE News).- Entre la ilusión de unos y la ira de otros, la visita del presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, a la Casa Blanca ha levantado pasiones entre sus seguidores y detractores, que este miércoles se concentraron ante la mansión presidencial en Washington DC.

Animados con carteles de bienvenida y banderas mexicanas, los seguidores de Andrés Manuel López Obrador -AMLO, para ellos y el resto de América Latina-, llegaron hasta la residencia presidencial estadounidense esperanzados por poder ver a su líder.

Pero la caravana del mandatario, custodiada por el Servicio Secreto de EE.UU., no detuvo su paso y atravesó en medio de los aplausos y saludos fugaces de los presentes.

Frente al parque Lafayette Square, ubicado a escasos metros de la Casa Blanca y por estos días clausurado tras las recientes protestas raciales en el país, aparecía un puñado de críticos del gobernante, lo que desencadenó un choque a gritos entre ambos bandos.

ME CANSO, GANSO

Sin detractores a la vista durante su ingreso a la Casa Blanca, López Obrador fue arropado por los suyos.

Algunos estuvieron dispuestos a viajar horas y superar los inconvenientes de trasladarse en mitad de una pandemia, con tal de acompañarlo en su primera jornada en la capital estadounidense.

Una de ellas fue Elizabeth Lerista, residente de Ciudad de México y a quien la COVID-19 obligó a permanecer en Nueva York, adonde llegó para visitar a sus hijos.

Después de un trayecto de más de cuatro horas en autobús desde la Gran Manzana, más otros 40 minutos a pie en Washington, ella y su hijo arribaron a la Casa Blanca con sus tapabocas decorados con expresiones del gobernante.

“Es su primera visita fuera del país, y yo lo amo, lo apoyo, yo voté por él”, declaró emocionada a Efe Elizabeth, quien lucía una mascarilla con la frase “amor con amor se paga”.

Su decisión de acompañar a AMLO, argumentó, es para “que los medios que le tiran (critican al presidente), se den cuenta de que realmente el pueblo lo sigue apoyando”.

Junto a esta mujer, su hijo exhibía en su mascarilla “Me canso, ganso”, que los mexicanos usan cuando están seguros de lograr algo y que era casi un mantra en varios de los carteles de los presentes.

“QUE PIDA RESPETO”

También a la espera del mandatario permanecía Gabriel Hernández, quien condujo durante cuatro horas desde Jersey City, en el estado de Nueva Jersey, junto a su familia.

De pocas palabras y pese a admitir que no votó por él, este mexicano que desde hace dos décadas reside en Estados Unidos aseguró que le gusta “cómo se expresa” López Obrador, su forma de apoyar a la gente y su lucha contra la corrupción.

Sobre la reunión, dijo esperar que “salga todo positivo” y que su gobernante hable por los mexicanos que están en este país desde hace mucho tiempo.

“Primero que pida respeto, yo creo, a todos, por todo los que estamos (en EE.UU.), porque (Trump) ha hablado un poco mal de los mexicanos precisamente, y lamentablemente está equivocado porque nosotros hemos venido a luchar, a trabajar honestamente y tratar de sacar nuestra familia adelante”, afirmó Gabriel, en cuyo abrigo negro sobresalía en blanco la foto de AMLO.

OPOSITORES, PRESENTES

Los críticos también acudieron a las proximidades de la Casa Blanca durante el encuentro de ambos presidentes para rechazar el comunismo, doctrina cuestionada por el inquilino de la Casa Blanca y del que dicen que es seguidor el mexicano, como integrante del Foro de Sao Paulo.

“Ya están viendo todos los ciudadanos de clase media, empresarial, campesinos, adónde nos quiere llevar este Gobierno de la Cuarta Transformación”, advirtió Gilberto Zamudio, coordinador general en EE.UU. del movimiento Frente Nacional AntiAMLO (FRENA), creado hace cuatro meses.

Zamudio expresó su esperanza en que, durante la cita con Trump, el jefe de Estado mexicano recibiera un toque de atención, al considerar que está espantando la inversión extranjera de México.

Los detractores de AMLO, también carteles en mano, exhibían mensajes en inglés con preguntas como: “¿Estamos preparados para un vecino comunista?”.


Phoenix Mediosdomingo 5 julio, 2020
16668582w.jpg

Washington (EFE).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó este domingo que su Administración “siempre permanece contra el socialismo” y señaló que su país espera que Venezuela logre su “independencia verdadera”.

“Hoy por el 209 aniversario de la Declaración de Independencia de Venezuela, EE.UU. reafirma su solidaridad con el pueblo de Venezuela”, dijo el mandatario en un comunicado publicado por la Casa Blanca.

“El pueblo venezolano está sufriendo bajo un régimen ilegítimo y tirano que intenta destruir las instituciones democráticas, abusar de los derechos humanos, implicarse en una corrupción desenfrenada y explotar la peor crisis económica y humanitaria de la historia reciente”, enumeró Trump.

Aun así, siguió el mandatario, “EE.UU. tiene una gran esperanza por el pueblo de Venezuela. A través de su perseverancia y coraje, Venezuela logrará la independencia verdadera”.

Estados Unidos ya no reconoce oficialmente a Nicolás Maduro como presidente de Venezuela, y en marzo presentó cargos por narcoterrorismo contra ese mandatario y ofreció 15 millones de dólares por cualquier información que lleve a su captura.

El mes pasado, el presidente de EE.UU. se mostró abierto en una entrevista con el diario digital Axios a reunirse con Maduro, una posibilidad que también barajó durante la Asamblea General de la ONU de 2018, pero que no llegó a producirse.

Sin embargo, poco después de esa entrevista, Trump precisó que solo se reuniría con su homólogo venezolano para conversar sobre la “salida pacífica del poder” de este.

Y días más tarde, el secretario de Estado, Mike Pompeo, reafirmó el apoyo de Washington al líder opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente interino de Venezuela por medio centenar de naciones.

“Seguimos apoyando a la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) y al presidente interino Guaidó en su lucha para restaurar la democracia”, subrayó el titular de Exteriores.


Phoenix Mediosmiércoles 1 julio, 2020
16657862w.jpg

Naciones Unidas (EFE).- Luego de más de tres meses de negociaciones, el Consejo de Seguridad de la ONU finalmente se unió este miércoles para aprobar una resolución respaldando el llamamiento del jefe de la organización, António Guterres, a una tregua global durante la pandemia.

La división entre Estados Unidos y China -enfrentados por la gestión de la COVID-19- hizo imposible hasta ahora la aprobación del texto, que finalmente salió adelante gracias a una nueva versión de compromiso impulsada en los últimos días.

La resolución, aprobada por unanimidad, demanda un “cese de las hostilidades general e inmediato” en todos los conflictos que figuran en la agenda del Consejo de Seguridad y llama a las partes a facilitar una pausa humanitaria de al menos 90 días.

El texto deja claro que la tregua no se aplica a las operaciones militares contra grupos terroristas designados por el Consejo de Seguridad, como el Estado Islámico (EI), Al Qaeda o el Frente al Nusra, una antigua filial de Al Qaeda en Siria.

Además, las potencias hacen un llamamiento a la solidaridad frente a la pandemia y animan a dar apoyo a los países más necesitados.

La idea de un alto el fuego global mientras se lucha contra el coronavirus SARS-CoV-2 fue lanzada por Guterres el pasado 23 de marzo y ha recibido el respaldo de una muy amplia mayoría de los Estados miembros de la ONU.

El jefe de la organización, sin embargo, ha insistido repetidamente en la importancia de que la iniciativa fuese respaldada por el Consejo de Seguridad, que es el órgano encargado de la paz y la seguridad y el que tendría a priori más capacidad para implementarla.

Sin embargo, el choque entre Washington y Pekín dejó bloqueado el asunto durante más de tres meses.

Entre otras cuestiones, las delegaciones estadounidense y china se enfrentaron por la mención al papel de la Organización Mundial para la Salud (OMS), a la que EE.UU. se oponía tras acusar a la agencia de fracasar en la gestión del coronavirus y que China quería mantener a toda costa.

Washington, que acusa a Pekín de tapar los inicios de la pandemia, demandaba además un llamamiento a la “transparencia” en la resolución.

Finalmente, ninguna de las dos referencias aparece en el texto, pero sí se apunta a un texto parecido aprobado por la Asamblea General de la ONU en el que se pedía cooperación con la OMS.

Francia y Túnez, los impulsores de la resolución en el Consejo de Seguridad, consideraron la adopción de este miércoles un paso “importante” y destacaron que tiene un significado especial ante los actuales problemas en el sistema multilateral, al ser una muestra de unión y cooperación.

Los dos países, en todo caso, subrayaron que ahora el texto debe ser implementado y se comprometieron a seguir trabajando para ello.

Hasta ahora, algunos grupos armados han seguido el llamamiento de Guterres y han detenido sus operaciones armadas, pero otros conflictos continúan sin cambios.


Phoenix Medioslunes 22 junio, 2020
16628500w.jpg

Seúl(EFE).- Corea del Norte planea enviar a Corea del Sur unos 12 millones de panfletos propagandísticos por medio de globos y a modo de castigo como “represalia” por las acciones similares llevadas a cabo por activistas surcoreanos, según informaron hoy medios oficiales de Pionyang.

El régimen que lidera Kim Jong-un amenazó con esta medida después de anunciar la semana pasada que rompía el diálogo con el país vecino y que iba a remilitarizar la frontera entre ambas Coreas, todo ello debido a la distribución de propaganda al Norte desde el Sur, lo que según Pionyang incumple el pacto bilateral de 2018.

“Los preparativos para la distribución de panfletos más amplia hasta la fecha están casi completos”, indicó este lunes la agencia estatal norcoreana KCNA en una nota, que añade que la iniciativa es “una represalia contra aquellos que lanzaron un intolerable insulto” contra Corea del Norte para “hacerles pagar por su crimen”.

En concreto, el régimen de Pionyang ha impreso unos 12 millones de panfletos que recogen “la ira y el odio” del pueblo norcoreano, y ha preparado, asimismo, “varios tipos de equipamiento” que harán llegar esa propaganda a territorio surcoreano, entre ellos unos 3.000 globos, según la KCNA.

La agencia oficial de noticias norcoreana no precisó cuándo está prevista la distribución de los panfletos, la última medida anunciada por Corea del Norte después de que el pasado día 15 Pionyang destruyera la oficina de enlace intercoreana y anunciara el reenvío de tropas a la frontera.

El régimen encabezado por Kim Jong-un también rechazó dialogar con Corea del Sur y elevó su tono contra el país vecino, a lo que Seúl respondió con mayor dureza de lo habitual y con preocupación.

Fuentes militares surcoreanas informaron también hoy de que el régimen norcoreano está reinstalando los altavoces propagandísticos de la frontera, que fueron retirados tras el acuerdo alcanzado en la cumbre bilateral de 2018.

Pionyang desmontó decenas de altavoces en unas 40 áreas cercanas a la frontera con el Sur, pero el ejército surcoreano detectó movimientos sobre dichas reinstalaciones “en al menos 10 regiones, que se han llevado a cabo simultáneamente” desde el domingo, reveló un oficial del Estado Mayor Conjunto a la agencia surcoreana Yonhap.

En respuesta, Seúl está considerando la opción de reinstalar sus propios altavoces, según añadió la mencionada fuente.

Los analistas consideran que el régimen norcoreano ha encontrado en el envío de globos con propaganda una excusa para endurecer su estrategia de presión en la fracasada cumbre sobre desnuclearización de Hanói de febrero de 2019 con , en la que Pionyang aspiraba a lograr una relajación de sanciones.


Phoenix Mediosviernes 19 junio, 2020
16621978w.jpg

Bucarest (EFE).- El nuevo contexto geopolítico global surgido a raíz de la pandemia y marcado por la creciente desconfianza de Occidente hacia China es un escenario que ya ha empezado a perfilarse y Rumanía, donde se puede ver una de sus primeras consecuencias concretas, está marcando el camino.

Desde que se desató la pandemia, el Gobierno rumano ha expresado su voluntad de reducir la dependencia económica de Pekín y extremar la vigilancia ante la supuesta agresividad comercial del gigante asiático.

En una decisión atribuida por los expertos a la escalada de la tensión entre Washington y Pekín, Bucarest ha rescindido este mes el acuerdo que firmó en 2015 con la Corporación General Nuclear de China (CGN).

El acuerdo debía haber servido para que CGN construyera dos nuevos reactores en la central nuclear de Cernavoda, la única del país balcánico, situada junto al Mar Negro.

“Estoy convencido de que encontraremos un socio también en la Unión Europea y en Estados Unidos”, ha dicho sobre los candidatos a construir los reactores el ministro de Economía rumano, Virgil Popescu, que también mencionó a Canadá entre las posibles opciones.

“Una decisión así no se habría tomado sin la bendición de los estadounidenses”, dice a Efe el analista y experto en geopolítica Mihai Isac.

Como recuerda Isac, Washington expresó el año pasado su inquietud ante la posibilidad de que China construyera una central nuclear a pocos kilómetros de la base militar rumana de la OTAN Mihail Kogalniceanu, que acoge a militares estadounidenses.

“Uno de los motivos de la renuncia a proyectos chinos como Cernavoda es que se refiere a infraestructura crítica y Rumanía es un país con dos bases militares de la OTAN, una de ellas con un escudo antimisiles”, explica a Efe la investigadora y vicepresidenta del Instituto Rumano para el Estudio de la región Asia-Pacífico (RISAP), Andreea Brinza.

UN EFECTO DOMINÓ EN TODO EL MUNDO

“Creo que Cernavoda desencadenará un efecto dominó sobre el resto de proyectos nucleares (con participación China), sobre todo en Europa”, afirma Brinza.

La investigadora cita como ejemplo el caso del proyecto para construir la central nuclear Hinkley Point C en el Reino Unido, en la que CGN participa junto al gigante nuclear francés EDF.

“Si CGN no renuncia, lo más probable es que los británicos renegocien o abandonen el proyecto”, dice Brinza, que cree asimismo que China no será invitada a participar en los planes de expansión nuclear de otro Gobierno aliado de Estados Unidos como el de Brasil.

“Los países que son pro-estadounidenses renegociarán y mostrarán muchas más reticencias ante las inversiones chinas”, pronostica Brinza, que anticipa “el mismo efecto dominó” a la hora de elegir socio para implantar la tecnología 5G.

En condiciones normales, explica Brizna, muchos países de la Unión Europea habrían elegido a la empresa china Huawei para desarrollarla, debido al precio competitivo que ofrece.

Sin embargo, la investigadora piensa que la mayor parte de socios comunitarios se decantarán en estas circunstancias por empresas de Estados Unidos para introducir la tecnología 5G.

LA BATALLA DEL 5G

En medio del clima de creciente desconfianza hacia China por su actitud durante la pandemia, el primer ministro británico, Boris Johnson, puso coto a la implicación de Huawei en el desarrollo del 5G en el país e impulsó la creación del llamado 10-D (diez democracias).

Integrado por India, Australia, Corea del Sur, Francia, Canadá, Alemania, Japón, Italia, Estados Unidos y el Reino Unido, este club de potencias democráticas propuesto por Londres serviría para desarrollar un polo de innovación alternativo a China para avanzar en materia de 5G.

Por peso económico, tradición democrática y capacidad tecnológica, Rumanía está lejos de poder entrar en el club, pero ya ha dejado claro que se alinea con Estados Unidos también en la cuestión de Huawei.

En agosto pasado, Rumanía firmó con Estados Unidos un memorando comprometiéndose a utilizar “operadores de confianza y fiables” (entre los que Washington no sitúa a Huawei) a la hora de instalar el 5G.

“En el campo de la energía nuclear se han clarificado las cosas: las telecomunicaciones son la prioridad número dos”, dice a Efe el diputado del gobernante Partido Nacional Liberal (PNL) rumano Pavel Popescu.

“Rumanía es el primer país del mundo que firmó un memorando 5G con Estados Unidos”, declara Popescu para subrayar el compromiso del país con su aliado transatlántico.

UNA LEY PARA VIGILAR LAS INVERSIONES CHINAS

El diputado de centro-derecha saltó a la fama a principios de abril al proponer una ley para prohibir la participación de China en los sectores estratégicos de la economía rumana, pero tuvo que rectificar al chocar con la Constitución el señalamiento de un país en concreto.

Popescu prepara ahora una “ley de control de las inversiones extranjeras” similar a la que existe en países como Estados Unidos o Alemania y a la que acaba de aprobar la República Checa.

De ser aprobada, la ley redoblará el escrutinio sobre las todas las inversiones extranjeras en sectores estratégicos para evitar que Gobiernos “que no son leales desde el punto de vista de la competencia” se hagan con el control de infraestructuras estratégicas o introduzcan “caballos de troya” en la economía nacional.

Como argumento en favor de su proyecto de ley, Popescu cita la advertencia formulada en mayo por el líder del Partido Popular Europeo (PPE) en la Eurocámara, Martin Weber.

El político alemán ha pedido estar alerta ante las empresas chinas que, con el apoyo del Estado, “están intentando comprar empresas europeas” en problemas debido al coronavirus, un fenómeno que también ha llamado a combatir la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager.

UNA CUESTIÓN HISTÓRICA

Preguntados por los motivos del vigor con que Rumanía se alinea con Estados Unidos ante sus rivales, los expertos consultados aluden a la orientación de centro-derecha del actual Gobierno de Bucarest, pero apuntan sobre todo a la historia reciente de Rumanía.

La investigadora del RISAP Andreea Brinza recuerda “el pasado comunista” de Rumanía, que entre 1948 y 1989 estuvo gobernada por un régimen impuesto por la Unión Soviética, y subraya la importancia del “factor ruso” para explicar este distanciamiento de China.

“Debido al miedo a Rusia, Rumanía estará de parte de Estados Unidos independiente de la nueva potencia que venga a Europa Central y del Este”, explica Brinza.

“Estados Unidos es, por medio de la OTAN, la única potencia que puede ofrecer seguridad a Rumanía”, concluye la investigadora sobre una realidad que se repite en buena parte de la Europa poscomunista.

Parte de la OTAN desde 2004, Rumanía es uno de los países más decididamente pro-estadounidenses de Europa y es percibido por Washington como un pilar fundamental para la defensa de los intereses occidentales en una región con fuerte presencia rusa como la del Mar Negro.

Con cerca de 700 militares desplegados en Afganistán, Rumanía es el quinto país del mundo que más contribuye a la misión de estabilización liderada por los estadounidenses en la nación asiática, solo por detrás de potencias como la propia Estados Unidos, el Reino Unido, Alemania e Italia.


Phoenix Mediosviernes 12 junio, 2020
16599973w.jpg

La Haya (EFE).- La Corte Penal Internacional (CPI) rechazó este jueves las sanciones contra el tribunal anunciadas por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y las calificó como “un intento inaceptable de interferir en el imperio de la ley”.

El tribunal “respalda firmemente a su personal y a sus funcionarios y se mantiene firme en su compromiso de cumplir, de manera independiente e imparcial, el mandato que le confiere el Estatuto de Roma y los Estados que son parte de él”, dijo la institución judicial en un comunicado.

Trump autorizó horas antes sanciones económicas contra personal de la CPI y ampliar las restricciones de visados contra funcionarios de la Fiscalía de La Haya dedicados a investigar a tropas estadounidenses por la guerra de Afganistán, en una nueva señal de rechazo al tribunal internacional.

Entre estas medidas figuran el bloqueo de propiedades que estos funcionarios puedan tener bajo jurisdicción estadounidense.

El anuncio de la Casa Blanca se hizo “con el objetivo declarado de influir en las acciones de los funcionarios de la CPI en el contexto de las investigaciones”, indicó el tribunal.

El presidente de la Asamblea de los Estados Partes, el órgano legislativo de la corte, también rechazó las sanciones y dijo en otro comunicado que “socavan el esfuerzo común para combatir la impunidad y garantizar la responsabilidad por las atrocidades masivas”.

Así mismo, explicó que convocará para la próxima semana una reunión extraordinaria de la Mesa de la Asamblea con el objetivo de renovar “el compromiso inquebrantable con la corte” de los 123 Estados Parte.

Este episodio es el último de la difícil relación entre el tribunal de La Haya y Washington, especialmente tensa desde que la Fiscalía pidiera en noviembre de 2017 abrir una investigación por la guerra de Afganistán.

Los jueces denegaron en un primer momento la solicitud, pero una sala de apelación del mismo tribunal revirtió esa decisión en marzo de este año y dio luz verde a la fiscal jefe, Fatou Bensouda, que desde entonces tiene autoridad para emitir órdenes de arresto contra sospechosos.

El sumario de la Fiscalía analiza los supuestos crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos en Afganistán por tropas por tropas estadounidenses, grupos talibanes y las fuerzas de seguridad afganas.

El mismo documento advierte de que existe una “base razonable” para creer que miembros de la CIA practicaron torturas contra detenidos en centros secretos de la inteligencia estadounidense localizados en Polonia, Rumanía y Lituania.

Estados Unidos no acepta la jurisdicción de la CPI, pero tanto Afganistán como los otros tres países europeos bajo la lupa de la Fiscalía son Estados Partes del Estatuto de Roma, carta fundacional del tribunal.

La corte de La Haya solo tiene potestad para ejercer su jurisdicción cuando las autoridades del país concerniente no llevan a cabo investigaciones fidedignas sobre supuestos crímenes de guerra o de lesa humanidad.


Phoenix Mediosviernes 12 junio, 2020
16600099w.jpg

Washington (EFE).- Estados Unidos reducirá el número de tropas desplegadas en Irak “durante los próximos meses”, anunciaron este jueves los Gobiernos de ambas naciones en un comunicado conjunto, en el que no especificaron plazos concretos ni detallaron cuántos soldados saldrán de Irak.

“Los dos países reconocen que, a la luz del progreso significativo para eliminar la amenaza del Estado Islámico (EI), durante los próximos meses EE.UU. continuará reduciendo sus tropas en Irak”, reza el documento, difundido por el Departamento de Estado en Washington.

Una vez que se retiren más tropas estadounidenses, el siguiente paso de Washington será “debatir con el Gobierno de Irak el estatus de las fuerzas que se queden mientras los dos países se enfocan en desarrollar una relación bilateral de seguridad basada en fuertes intereses comunes”.

De acuerdo a los últimos datos oficiales de febrero, la coalición internacional que se formó en 2014 para luchar contra el Estado Islámico (EI) tenía 7.500 militares desplegados en Irak, de los que 5.000 eran estadounidenses.

Ya en marzo, EE.UU. reubicó a algunos de sus soldados, que dejaron tres bases iraquíes, y se desplazaron a otras dos sedes: una ubicada en Mosul, la mayor ciudad del norte de Irak y que estuvo controlada por el EI hasta 2017, y otra base a las afueras de la ciudad Habbaniyah, cerca del río Éufrates.

En el comunicado, EE.UU. reiteró que “no busca ni pide tener bases militares permanentes o presencia militar permanente en Irak”, tal y como acordaron ambos Gobiernos en 2008.

Por otro lado, en el documento, recuerda que el “Gobierno de Irak se comprometió a proteger al personal militar de la coalición internacional y las instalaciones iraquíes que los albergan, de conformidad con el derecho internacional y los arreglos específicos para su presencia”, algo que debatirán en el futuro ambos países.

El anuncio de este jueves es el resultado del inicio de unas esperadas conversaciones entre Washington y Bagdad, que buscan abordar el futuro de Irak en términos de seguridad, pero también económicos con la idea de ayudar a la economía iraquí, perjudicada por la bajada de los precios del petróleo.

En el diálogo de hoy participaron por videoconferencia el ministro iraquí de Exteriores, Abdulkarim Hashim Mustafa, y el subsecretario del Departamento de Estado de EE.UU. para asuntos políticos, David Hale.

Además del tema de las tropas, los dos funcionarios debatieron sobre la posibilidad de que EE.UU. envíe “asesores económicos para trabajar directamente” con el Gobierno de Irak y ayudarle a implementar reformas económicas.

También se abordó la idea de que empresas de EE.UU. inviertan en el sector petrolero iraquí.


Phoenix Mediosjueves 11 junio, 2020
16598034w.jpg

Estambul (EFE).- Un tribunal de Estambul condenó este jueves a un exempleado del Consulado General de Estados Unidos en Estambul a ocho años y nueve meses de prisión, por supuestos vínculos con la cofradía del clérigo islamista Fethullah Gülen, a quien Ankara responsabiliza del intento de golpe de Estado de 2016.

Según informó la agencia turca Anadolu, Metin Topuz, de nacionalidad turca, que trabajaba en el consulado estadounidense como agente de control de drogas, fue también sentenciado por espionaje militar y conspiración golpista.

El extrabajador consular rechazó en todo momento las acusaciones en su contra y declaró que su contacto con las autoridades turcas se limitaban exclusivamente a su labor de control antidrogas.

La detención de Topuz en 2017 bajo la acusación de ser miembro de la cofradía de Gülen, considerada por Ankara una organización terrorista, exacerbó una crisis diplomática entre Washington y Ankara, en la que se llegó a suspender la emisión de visados para los ciudadanos de ambos países.

Las tensiones bilaterales también estaban alimentadas por la negativa de la Justicia estadounidense a extraditar a Gülen, como pide Turquía desde la fallida asonada de julio de 2016.

En total, más de 120.000 funcionarios del Estado turco han sido destituidos por supuestos vínculos con la cofradía de Gülen y unos 50.000 están encarcelados.

El predicador conservador, en el pasado aliado del gobernante partido islamista AKP y desde 1999 exiliado en Estados Unidos, niega estar involucrado en el golpe de 2016.


Phoenix Mediosmiércoles 3 junio, 2020
16575606w.jpg

Washington(EFE).- Las aerolíneas chinas no podrán entrar a EE.UU. a partir del 16 de junio, una decisión que anunció este jueves la Administración del presidente, Donald Trump, como respuesta a la decisión del gobierno del país asiático de no levantar la prohibición a la llegada de aviones estadounidenses a China debido al COVID-19.

“El Departamento de Transporte de EE.UU., en respuesta al fracaso del Gobierno de la República Popular de China para permitir a aerolíneas estadounidenses ejercer plenamente su derecho bilateral a llevar a cabo vuelos de pasajeros programados a y desde China, suspende las operaciones programadas de todas las aerolíneas chinas”, comunicó hoy Washington, que se mostró abierto a retirar la medida si cambia esta situación.

La decisión afecta a Air China, China Eastern, China Southern y Xiamen.

EE.UU. denuncia que el Gobierno chino está violando un acuerdo alcanzado en 1980 entre los dos países que establece el derecho a empresas de ambas naciones a operar distintos servicios en sus territorios.

En marzo, China redujo los vuelos extranjeros a uno a la semana por país, una medida que tenía como objetivo reducir la expansión del coronavirus.

Sin embargo, las autoridades de EE.UU. denuncian que mientras el 12 de marzo las aerolíneas estadounidenses habían cancelado sus rutas al país asiático, las compañías chinas continuaron operando con cierta regularidad, algo que consideran injusto.

Recientemente, las aerolíneas estadounidenses Delta Air Lines y United Airlines han estado presionando a China para recuperar sus rutas cerradas debido a la pandemia, pero ambas afirman que las autoridades del país asiático no han aprobado que se reanuden estas operaciones.

Este es un capítulo más de las tensiones que Trump mantiene desde el inicio de la pandemia con China, de quien ha dicho que trató ocultar la gravedad del virus.


Phoenix Mediosmartes 2 junio, 2020
16570462w.jpg

Bruselas (EFE).- El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell, tildó este lunes de “abuso de poder” las circunstancias en las que murió George Floyd, un afroamericano que falleció a manos de un policía blanco en Mineápolis (EEUU) hace una semana, y apoyó las protestas pacíficas.

“Tenemos que asegurarnos de que en todas partes, especialmente en sociedades basadas en el Estado de derecho, la representación democrática y el respeto a las libertades, la gente encargada de guardar el orden no utiliza sus capacidades de la manera en que se han utilizado en esta muy, muy infeliz muerte”, indicó Borrell en una rueda de prensa.

“Es un abuso de poder”, agregó, en respuesta a una pregunta sobre el fallecimiento de Floyd.

El político español aseguró que en Europa, al igual que en Estados Unidos, “estamos impactados y horrorizados por la muerte de George Floyd”.

“Creo que todas las sociedades deben permanecer vigilantes contra el exceso de uso de la fuerza y garantizar que tales incidentes sean abordados de manera rápida, eficaz y en total respeto del Estado de derecho y los derechos humanos”, afirmó.

La muerte de Floyd ha desatado una oleada de protestas por todo EEUU, también en Washington.

Los manifestantes apostados este lunes frente a la Casa Blanca fueron dispersados con gases lacrimógenos poco antes de que el presidente de EEUU, Donald Trump, abandonara su residencia para atravesar caminando la plaza que ha albergado las protestas de los tres últimos días y posara con una biblia en la mano ante una conocida iglesia capitalina.

El jefe de la diplomacia comunitaria dejó claro que “apoyamos el derecho a la protesta pacífica y también condenamos la violencia y el racismo de cualquier tipo, y pedimos rebajar las tensiones”.

“Confiamos en la habilidad de los estadounidenses de unirse, para sanar como nación y lidiar con estos asuntos importantes durante estos tiempos difíciles”, apostilló Borrell, al tiempo que añadió que “todas las vidas importan, también las vidas negras importan”.



About us

Welcome to the official Phoenix Medios page, featuring the latest global news, as well as exclusive interviews. A trusted source for news and information. Phoenix Medios is proud of bringing unforgettable news from all over the world.



Who we are

Phoenix Medios THE NEWSPAPER
We are independent, impartial and honest.
We respect each other and celebrate our diversity so that everyone can give their best.

Living Smart



Contact us

Help us make your comments count. Use our contacto@phoenixmedios.press to send us your comments, suggestions, denunciations, images and videos.


Contact us
Scroll Up